Cuando se haya talado el último árbol, envenenado el último río y pescado el último pez, entonces comprenderás que el dinero no se come.

martes, marzo 14, 2006

Mil perdones...¡A empezar de nuevo!


Siento no haberme despedido de tod@s apropiadamente. De hecho, seguro que la mayoría no sabéis que me encuentro trabajando en un pueblo de Navarra :P
Me llamaron un viernes y el domingo por la tarde llegué a Pamplona, así que no he tenido tiempo ni de leer el correo (lo he hecho hoy por primera vez desde el sábado).

De momento, lo único que os digo es que mi llegada fue un desastre total: me dejé la cartera en Málaga con el dinero, las tarjetas, el DNI...Últimamente no doy una con las carteras ¬¬
En fin, ahora está todo solucionado y, la verdad, he tenido mucha suerte.

La gente en el cole es majísima, tengo piso compartido (aunque no sé cuánto tiempo estaré allí) y el pueblo es muy bonito. Lamentablemente, es un pueblo y como en todo pueblo que se precie de serlo, todo el mundo te conoce y casi te señalan con el dedo. Con lo acostumbrada que estoy yo a pasar desapercibida, que me conozcan en todas partes me jode un poco. Ya veremos. Más noticias próximamente en este mismo lugar ;)

Besos

1 comentario:

Byob dijo...

Allá donde quiera que estés, yo siempre estaré contigo. Ya lo sabes. Egoístamente, no te desearía nada de suerte, xq te querría de vuelta pronto!! Pero el querer es lo q tiene... Sé feliz, q te lo mereces y ... (Mordiendome la lengua...) SUERTE! x)*