Cuando se haya talado el último árbol, envenenado el último río y pescado el último pez, entonces comprenderás que el dinero no se come.

domingo, enero 25, 2009

Humor alienígena


"No, no sienten nada. Patalean y gritan así cuando están confusos"


1 comentario:

m o r t i m e R dijo...

jejeje. Como en "la guerra de los mundos"